En el siglo XIX, las casas aumentan su fondo edificado, surgiendo las de tres o cuatro crujías. Generalmente de aspecto neomudéjar o modernista, puede verse en las zonas de la calle Real, Ancha y Nueva.

master@ubeda.com


Fecha de la última actualización 02/11/07